MAIDER AMENABARRO: Exalumna de Formación Profesional

Quienes van a la universidad tras su paso por la Formación Profesional superan con creces a quienes hacen el camino inverso. Maider Amenabarro se licenció en arquitectura en la Universidad del País Vasco y más tarde cursó el  grado superior de Diseño en Fabricación Mecánica en Goierri Eskola. En medio trabajó en Holanda gracias a la beca Global Training e hizo un master. No pierde tiempo. Amezketarra de 35 años, trabaja en la calderería Cadinox de Belauntza.

“A mí la Formación Profesional me ha dado la oportunidad de entrar en el mercado laboral”

¿Eras buena estudiante?

Mejor en el bachillerato que en la universidad. En arquitectura no es tan fácil sacar buenas notas.

Tras hacer el bachiller en Orixe de Tolosa ¿te resultó difícil decidir qué estudiar?

Sí. Elegí arquitectura porque me gustaba el dibujo pero es una decisión complicada. A los 18 años puedes tenerlo muy claro. Pero si no lo tienes, la variedad es muy amplia. Yo sentía que aun habiendo estudiado arquitectura no me hubiera importado cambiar dependiendo de las oportunidades. Pero no es fácil entrar en otros sectores.

¿Qué pasó tras acabar la carrera de arquitectura?

En aquella época eran seis años. Por medio del programa Erasmus me fui a Italia. Acabé la carrera en 2010. En aquel momento había una crisis brutan sobre todo en el sector de la construcción. No había trabajo. La situación no era nada halagüeña y me encontré con todas las puertas cerradas. No sabía qué hacer. En los años anteriores no se dejó de hacer proyectos y de repente, explota la burbuja y nos pilla a todos.

Y en lugar de quedarte con los brazos cruzados, apostaste por la FP.

Fue duro. No tomé la decisión de un día para otro. Gracias a la beca Global Training que otorga el Gobierno Vasco estuve haciendo prácticas en Holanda pero también allí se notaba la crisis. El idioma es otro problema. Me arreglaba bien con el inglés pero de quedarme hubiera tenido que aprender el holandés. A los seis meses tenía que decidir continuar o volver. Aproveché para hacer un máster pero a corto plazo no veía oportunidades de trabajo y me decidí por la Formación Profesional.

¿Qué máster hiciste?

Máster en Gestión de Proyectos. Lo hice pensando que me abriría las puertas de otros sectores pero necesitaba una base más tecnológica. Y tampoco tenía experiencia laboral.

¿Cómo recuerdas aquellos días en los que mandabas curriculums?

Tenía la sensación de que no llegaba a las entrevistas. Quería entrar en la industria pero solo tenía un master y un montón de ingenieros alrededor. Así no es fácil.

La estancia en Holanda, el master… hasta trabajaste en hostelería.

No era lo que yo quería pero lo tomé como algo transitorio. Necesitaba un trabajo a corto plazo y no tenía alternativa. Luego empecé a darle vueltas a la idea de realizar un ciclo de Formación Profesional para acercarme al mundo de la empresa y al mercado laboral. Me parecía más realista.

Y en 2016 inicias otra andadura en Goierri Eskola.

Así es. Habían pasado seis años desde que acabé arquitectura. Quería estabilidad y empecé a hacer Diseño en Fabricación Mecánica porque podía vincular a  la arquitectura.

¿Cómo valoras la experiencia?

Ha sido una experiencia buena. En clase había más gente como yo, que venía de la universidad. Gracias al programa Hezibi, fue una formación dual. Entré en la empresa Cadinox de Belauntza a hacer prácticas y ahí sigo. Trabajo en el departamento comercial. Puedo decir que la Formación Profesional me ha dado la oportunidad de entrar en el mercado laboral.

Goierri Eskola me dio todas las facilidades para realizar prácticas. Desde la escuela enviaban mi curriculum y luego venía la entrevista y la selección.

Es verdad que en la universidad estaba siempre delante de un ordenador y en la Formación Profesional de repente me vi haciendo trabajos de taller. El cambio es grande pero me adapté sin problemas.

¿De qué te encargas ahora en Cadinox, cuál es tu responsabilidad?

Sobre todo elaborar ofertas para los clientes y para ello tengo que hacer cálculos, etc. Fabricamos piezas muy especiales. Nuestro mercado está en Europa.

¿Hasta qué punto el trabajo es importante en tu vida?

Es importante.Te da pie a desarrollarte, a crecer, madurar.

¿Qué es lo que más valoras en tu trabajo?

Hay varios factores. Ahora mismo lo que más valoro es el ambiente de trabajo y la seguridad que me ofrece la empresa.

¿Qué recomendarías a quien tiene que decidir qué estudiar?

Tiene que pensar en lo que le gusta y en las expectativas que tenga Yo  no me arrepiento de haber estudiado arquitectura pero he entrado tarde al mercado laboral.  He pasado por años que no han sido muy enriquecedores o es, al menos, la sensación que tengo. Por otro lado, estoy muy contenta porque he sabido darle la vuelta.

Pero es mi experiencia. No tiene porqué pasarle lo mismo a todo el mundo.

IMG_8878
IMG_8897
Gure Enbaxadoreak: Maider Amenabarro

Gure Enbaxadoreak atalaren ale berri bat. Eskerrik asko @maider.amenabarroirastorza bejondeizula!!!!

Publicada por Goierri Eskola en Lunes, 10 de diciembre de 2018

©2022 GOIERRI ESKOLA. 

Contacto

Lehenbailehen erantzuten saiatuko gara - Procuraremos responder lo antes posible

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?